Contradicciones de la biblia versión del nuevo mundo

Publicado: febrero 16, 2014 en Uncategorized

Salam! Aquí les presento todas las contradicciones que encontré en la biblia del nuevo mundo, que es la biblia que usan los testigos de jehova.

¿Quién fue el padre de José, el esposo de Mara?

Jacob llegó a ser padre de José, el esposo de María, de la cual nació Jesús,+ a quien se llama Cristo.+(Mateo 1:16)

23 Además, Jesús mismo, cuando comenzó [su obra],*+ era como de treinta+ años, siendo hijo,+ según se opinaba,*
de José,+
[hijo] de Helí (Lucas 3:23)

¿Cómo supo Simón Pedro que Jesús era el Cristo?

15 Él les dijo: “Pero ustedes, ¿quién dicen que soy?”.+ 16 En contestación, Simón Pedro dijo: “Tú eres el Cristo,+ el Hijo del Dios vivo”.+ 17 En respuesta, Jesús le dijo: “Feliz eres, Simón hijo de Jonás,* porque carne y sangre no te [lo] reveló, sino mi Padre que está en los cielos.(mateo 16: 15-17)

40 Andrés+ el hermano de Simón Pedro era uno de los dos que oyeron lo que Juan dijo y siguieron a [Jesús].* 41 Primero* halló este a su propio hermano, Simón, y le dijo: “Hemos hallado al Mesías”*+ (que, traducido, significa Cristo).+ 42 Lo condujo a Jesús. Cuando Jesús lo miró,+ dijo: “Tú eres Simón,+ hijo de Juan;*+ tú serás llamado Cefas”* (que se traduce Pedro).*+ (Juan 1: 40-42)

Cuando Jesús entro en Jerusalén, ¿purificó el Templo ese mismo día?

 

10 Entonces, cuando él entró en Jerusalén,+ toda la ciudad se puso en conmoción, y decían: “¿Quién es este?”. 11 Las muchedumbres seguían diciendo: “¡Este es el profeta+ Jesús, de Nazaret de Galilea!”.
12 Y Jesús entró en el templo y echó fuera a todos los que vendían y compraban en el templo, y volcó las mesas de los cambistas y los bancos de los que vendían palomas.+ 13 Y les dijo: “Está escrito: ‘Mi casa será llamada casa de oración’,+ pero ustedes la hacen cueva de salteadores” (Mateo 21: 10-13)

Y los que iban delante y los que venían detrás clamaban: “¡Salva, rogamos!*+ ¡Bendito es el que viene en el nombre de Jehová!*+ 10 ¡Bendito es el reino venidero de nuestro padre David!*+ ¡Salva, rogamos, en las alturas!”.* 11 Y él entró en Jerusalén, en el templo; y miró todas las cosas alrededor, y, como la hora era ya avanzada, salió para Betania con los doce.+
12 Al día siguiente, cuando habían salido de Betania, le dio hambre.+ 13 Y de lejos alcanzó a ver una higuera que tenía hojas, y fue a ver si acaso hallaba algo en ella. Mas, al llegar a ella, nada halló sino hojas, porque no era la época de los higos.+ 14 Así que, tomando la palabra, le dijo: “Nunca jamás coma ya nadie fruto de ti”.+ Y sus discípulos estaban escuchando.
15 Luego llegaron a Jerusalén. Allí él entró en el templo y comenzó a echar fuera a los que vendían y compraban en el templo, y volcó las mesas de los cambistas y los bancos de los que vendían palomas;+ 16 y no dejaba que nadie llevara utensilio alguno por el templo, 17 sino que siguió enseñando y diciendo: “¿No está escrito: ‘Mi casa será llamada casa de oración+ para todas las naciones’?+ Pero ustedes la han hecho una cueva de salteadores”(Marcos 11: 9-17)

Cuando Pablo se encontraba camino a Damasco, vio una luz y escuchó una voz. ¿Escucharon la voz quienes estaban con él?

Ahora bien, al ir viajando se acercó a Damasco, cuando de repente una luz del cielo fulguró alrededor de él,+ 4 y él cayó a tierra y oyó una voz que le decía: “Saulo, Saulo, ¿por qué me estás persiguiendo?”.+ 5 Dijo él: “¿Quién eres, Señor?”. Él dijo: “Soy Jesús, a quien estás persiguiendo.+ 6 Sin embargo, levántate+ y entra en la ciudad, y se te dirá lo que tienes que hacer”. 7 Ahora bien, los varones que viajaban con él+ estaban parados sin poder hablar,+ oyendo, en realidad, el sonido de una voz,+ pero sin ver a nadie.(Hechos 9: 3-7)

”Mas al ir caminando y acercándome ya a Damasco, hacia el mediodía, de repente fulguró desde el cielo una gran luz en derredor de mí,+ 7 y caí al suelo y oí una voz que me decía: ‘Saulo, Saulo, ¿por qué me estás persiguiendo?’.+ 8 Contesté: ‘¿Quién eres, Señor?’. Y me dijo: ‘Soy Jesús el Nazareno, a quien estás persiguiendo’.+ 9 Ahora bien, los hombres que estaban conmigo+ contemplaron, en realidad, la luz, pero no oyeron* la voz del que me hablaba.(Hechos 22: 6-9)

¿Ascendió alguien a los cielos aparte de Jesús?

11 Y aconteció que, mientras ellos iban andando, hablando al andar, pues, ¡mire!, un carro de guerra de fuego+ y caballos de fuego, y estos procedieron a hacer una separación entre los dos; y Elías fue ascendiendo a los cielos en la tempestad de viento(2 reyes 2: 11)

13  Además, ningún hombre ha ascendido al cielo+ sino el que descendió del cielo,+ el Hijo del hombre (Juan 3: 13)

Una gran piedra fue colocada en la entrada del sepulcro. ¿Dónde estaba la piedra cuando las mujeres llegaron?

16 Entonces, cuando el sábado+ hubo pasado, María Magdalena,+ y María la madre de Santiago, y Salomé compraron especias para ir a untarlo.+ 2 Y muy de mañana, el primer día+ de la semana, vinieron a la tumba conmemorativa, cuando el sol había salido.+ 3 Y se decían unas a otras: “¿Quién nos removerá la piedra de la puerta de la tumba conmemorativa?”. 4 Pero alzando los ojos, vieron que la piedra había sido removida, a pesar de ser muy grande.+ 5 Cuando entraron en la tumba conmemorativa, vieron a un joven sentado a la derecha, vestido de una ropa larga blanca, y se aturdieron (Marcos 16: 1-5)

 

28 Después* del sábado, cuando esclarecía el primer día de la semana, María Magdalena y la otra María vinieron a ver el sepulcro.+
2 Y, ¡atención!, había ocurrido un gran terremoto; porque el ángel de Jehová* había descendido del cielo, y se había acercado, y había hecho rodar la piedra, y estaba sentado sobre ella.+ 3 Su apariencia exterior era como el relámpago;+ y su ropa, blanca como la nieve.+ 4 Sí, por temor a él los guardias temblaron y quedaron como muertos.
5 Pero el ángel,+ tomando la palabra, dijo a las mujeres: “No teman, porque sé que buscan a Jesús,+ que fue fijado en un madero.* 6 No está aquí, porque ha sido levantado,+ como dijo. Vengan, vean el lugar donde yacía (Mateo 28: 1-6)

¿Quién cargará con la carga de quién?

2 Sigan llevando las cargas*+ los unos de los otros, y así cumplan la ley del Cristo(Galatas 6: 2)


5  Porque cada uno llevará su propia carga de responsabilidad(Galatas 6: 5)

¿Se veía amenazada la vida del bebe Jesús en Jerusalén?

 

13 Después que se hubieron retirado, ¡mire!, el ángel de Jehová*+ se apareció en un sueño a José, y dijo: “Levántate, toma al niñito y a su madre, y huye a Egipto, y quédate allá hasta que yo te diga; porque Herodes está para buscar al niñito para destruirlo”. 14 De modo que él se levantó y tomó consigo al niñito y a su madre, de noche, y se retiró a Egipto, 15 y se quedó allá hasta el fallecimiento de Herodes, para que se cumpliera+ lo que Jehová* había hablado por su profeta, que dijo: “De Egipto+ llamé a mi hijo”.
16 Entonces Herodes, viendo que los astrólogos* habían resultado más astutos que él, se enfureció mucho, y envió e hizo que eliminaran a todos los muchachitos en Belén y en todos sus distritos, de dos años de edad para abajo, conforme al tiempo que había averiguado cuidadosamente de los astrólogos.+ 17 Entonces se cumplió lo que se había hablado por medio de Jeremías el profeta, que dijo: 18 “Se oyó una voz en Ramá,+ llanto y gran plañido; era Raquel+ que lloraba a sus hijos, y no quiso ser consolada, porque ya no son”.
19 Cuando Herodes hubo fallecido, ¡mire!, el ángel de Jehová* se apareció en un sueño+ a José en Egipto, 20 y dijo: “Levántate, toma al niñito y a su madre, y ponte en camino a la tierra de Israel, porque han muerto los que buscaban el alma* del niñito”. 21 De modo que él se levantó y tomó al niñito y a su madre y entró en la tierra de Israel. 22 Mas al oír que Arquelao reinaba en Judea en vez de su padre Herodes, le dio miedo partir para allá. Además, habiéndosele dado advertencia divina en un sueño,+ se retiró al territorio de Galilea,+ 23 y vino y moró en una ciudad de nombre Nazaret,*+ para que se cumpliera lo que se habló por medio de los profetas: “Será llamado Nazareno” (Mateo 2: 13-23)

22 También, cuando se cumplieron los días para la purificación+ de ellos conforme a la ley de Moisés, lo llevaron a Jerusalén para presentarlo a Jehová,* 23 así como está escrito en la ley de Jehová:* “Todo varón que abre matriz tiene que ser llamado santo a Jehová”,*+ 24 y para ofrecer sacrificio, según lo que se dice en la ley de Jehová:* “Un par de tórtolas o dos pichones”.+
25 Y, ¡mira!, había en Jerusalén un hombre cuyo nombre era Simeón, y este hombre era justo y reverente, que esperaba la consolación de Israel,+ y había espíritu santo sobre él. 26 Además, se le había revelado divinamente por el espíritu santo que no vería la muerte antes que hubiera visto al Cristo+ de Jehová.* 27 Bajo el poder del espíritu+ él entró entonces en el templo; y al traer adentro los padres al niñito Jesús para hacer por él según la práctica usual de la ley,+ 28 él mismo lo recibió en los brazos y bendijo a Dios y dijo: 29 “Ahora, Señor Soberano,* estás dejando que tu esclavo vaya libre en paz,+ según tu declaración; 30 porque mis ojos han visto tu medio de salvar+ 31 que has alistado a la vista de todos los pueblos,+ 32 una luz+ para remover de las naciones+ el velo,*+ y una gloria de tu pueblo Israel”. 33 Y su padre y su madre continuaron admirándose de las cosas que se hablaban acerca de él. 34 También, Simeón los bendijo, pero dijo a María su madre: “¡Mira! Este es puesto para la caída+ y el volver a levantarse* de muchos en Israel,+ y para señal contra la cual se hable+ 35 (sí, a ti misma una espada larga te atravesará el alma),*+ para que los razonamientos de muchos corazones sean descubiertos”.+
36 Ahora bien, había una profetisa, Ana, hija de Fanuel, de la tribu de Aser (esta mujer era de edad avanzada, y había vivido con su esposo siete años desde su virginidad, 37 y para este tiempo era una viuda+ de ochenta y cuatro años de edad), la cual nunca faltaba del templo, rindiendo servicio sagrado* noche y día+ con ayunos y ruegos. 38 Y en aquella misma hora se acercó y empezó a dar gracias a Dios* y a hablar acerca [del niño]* a todos los que esperaban la liberación de Jerusalén.+
39 Entonces, cuando hubieron llevado a cabo todas las cosas según la ley+ de Jehová,* se volvieron a Galilea, a su propia ciudad de Nazaret.+ 40 Y el niñito continuó creciendo y haciéndose fuerte,+ lleno como estaba de sabiduría, y el favor de Dios+ continuó sobre él.(Lucas 2: 22-40)

Que la paz y bendiciones sean sobre el profeta Muhammad, sobre el profeta Isa (Jesus) y sobre todos los demás profetas de Allah.

 

 

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s